sábado, 7 de mayo de 2016

Libro de relatos. Sólo por y para ti, de Ediciones Tagus de la Casa del Libro

Hace mucho tiempo que no publico nada en mi blog. Y la verdad es tengo cada vez menos tiempo del que me gustaría tener para seguir escribiendo en el con la misma frecuencia que antes lo hacía.
He aprovechado unos días de vacaciones que he tenido para hacer una recopilación de relatos y ponerlos a la venta por un euro en Ediciones Tagus de La Casa del Libro.
En el margen derecho del blog, encontraréis la portada que veis debajo de estas cuantas letras, pulsar en el y os derivará a la página oficial de la Casa del Libro para poder adquirirlo. Espero que os guste.
 
Como siempre y una vez más: salud y suerte.
 
Prólogo
 
Es complicado poner un título a un libro y si he tomado la decisión de ponerle "Sólo por y para ti", es porque es realmente lo que siento y quiero.
A lo largo de nuestra ajetreada vida, bien por el trabajo o por otros motivos, en ocasiones nos sentimos como un número, como si en esta sociedad no fuésemos valorados en su justa medida.
Y es por eso que yo quiero valorarte tal y como te mereces, abriéndot
e mi corazón con esta recopilación de relatos que no son sino jirones de mi corazón, escritos como solamente se escribir: —Desde lo más profundo de mi interior—.
A lo largo de estos once relatos vas a experimentar diferentes sentimientos: rabia, indignación, comprensión, deseo y tal vez pasión; porque seguramente en cada uno de los relatos te sientas reflejado o te recuerde a la vida de un ser cercano. Porque por mucho que los escritores queramos dejar de lado nuestra personalidad, es imposible... En esencia parte de nuestra vida o la de los que nos rodean la usamos para plasmar con letras, lo que muchos piensan y no se atreven a contar.
Es por y para ti que quiero que el tiempo que dediques a leer este libro te sientas tan importante como lo es para mí que disfrutes con cada una de las letras y sentimientos que en cada hoja hay plasmados.
 
 

domingo, 7 de febrero de 2016

No todo tiene que tener un porqué.

 

          Hoy podía ser un viernes cualquiera, pero sin embargo no lo es. De nuevo esas malditas voces que se hacen presentes en mis oídos a modo de acufenos vuelven a resurgir de las lúgubres y tenebrosas arenas movedizas donde durante un tiempo han estado ahogadas por la impotencia de no poder ultrajar mi mente; pero hoy lo han logrado... Pese a mi resistencia, lo han conseguido.  

          Necesito hablar y como siempre esta es la manera más inteligente, la de escribir gritando. Qué metáfora tan difícil de comprender para quien no se sienta mudo en ocasiones aún teniendo la virtud de hablar. 

          No sé realmente porque estoy escribiendo, ni tampoco que mensaje quiero transmitir. Solo sé que tengo miedo, que un folio en blanco me da miedo, pero que esas voces que constantemente martillean mi mente hacen que me enfrente a intentar unir unas cuantas letras y lograr una vez más captar la atención del lector.  

          Estoy más de doce horas fuera de casa, mi calidad de vida no es quizás la que desearía, soy una de esas millones de personas que trabajamos para ser pobres y que el sueldo que cobramos a lo único que me ha ayudado es a ser "economista" sin tener la diplomatura. ¡Vaya otra metáfora! 

          Por la mañana y como de costumbre desayuno antes de comenzar mi jornada laboral, aquella que impide que me dedique a mi pasión, a lo que es y será el gran amor de mi vida: la literatura. Mientras tanto oteo la prensa y me encuentro la disputa de una presidencia del gobierno, la ambición desmesurada de todos los políticos en busca de una buena situación... Y me indigno, me da rabia. Que si vicepresidencia, que si quiero ministerios, que si siendo el tercer partido político más votado estamos en el gallinero del senado... ¡Bla, bla y más bla!  

          ¿Quién se preocupa por éste país? ¿Quién va a lograr que los españoles tengamos la calidad de vida que antes teníamos? ¿Quién va a conseguir que el paro baje? —pero baje, de verdad... no temporalmente y con contratos mediocres y sueldos vergonzosos.         

          ¡Me voy hacer política!, si y voy en serio... —Como diría Pedro Sánchez—. Voy a crear un partido político: "El Solo di No" 

          ¡No! a la gentuza que juegan a gobernar sin saber como hacerlo, ¡no!, a la hipocresía, demagogia y comentarios pueriles que se leen en periódicos y se oyen en televisión y radio de esos que quieren ser... ¿Políticos?, o enriquecer su patrimonio y ¡no! a quien no piensa en los españoles sino es su propia y desmesurada ambición. 

          En fin no sé porque he escrito esto. Ni si te unirás a mi partido político, no ofrezco sobres en "b", tan solo te ofrezco la oportunidad de comentar un texto con la dignidad que muchos de "esos" que juegan a gobernar, perdieron, hace mucho, mucho tiempo atrás.

          Como siempre y una vez más: salud y suerte. 

          ¡Vaya pese a no escribir con frecuencia creo que no he perdido calidad!
            
                                                                                     Eva Mª Maisanava Trobo
 

domingo, 29 de junio de 2014

Segunda presentación de Escorts. Una semana en París.





¡Sí!, sé que todavía queda mucho, mucho tiempo. Pero la ilusión que se apodera de mí, hace que crea el evento ya. Tiempo habrá de ir recordándoos poco a poco mi motivo de felicidad, que no es otro, que mi hija "Giselle Bayma", la protagonista de Escorts. Una semana en París, editada por ediciones Seleer, será presentada el 15 de noviembre en la librería Ícaro. Esta librería esta situada en una de las ciudades con más encanto de España, la Granja de San Idelfonso.


Seré presentada por los dueños de una librería que apoyan a literatura y que me ha recibido con los brazos abiertos y donde en breve podréis adquirir en papel ejemplares de la novela.


Será un placer para mí departir sobre la novela, hablar sobre un tema del que todavía hay demasiadas críticas, donde el gran porcentaje de las personas se atreven a juzgar, sin ni tan siquiera por un ápice de segundo tener empatía con las personas y pensar... ¿Y si la vida me pusiera en esa tesitura? ¿Qué seríamos capaces de hacer por salvar la vida a los nuestros?


El ser humano, cuando es llevado a una situación extrema es cuando se da cuenta, que la gran mayoría de las veces los principios y el orgullo, han de ser relegados a un segundo plano.


Evidentemente estas palabras os sorprenderán si no leéis el contenido de la novela. Porque cualquier mujer y cualquier hombre, en definitiva, cualquier ser humano, puede llegar a comportarse como Giselle Bayma.



Os espero el 15 de noviembre en la Librería Ícaro, dispuesta a contestar a todo tipo de preguntas que queráis hacerme sin tapujos, sin tabúes y siempre con la verdad, mi mejor vestimenta.


Librería-Café Ícaro

Calle Real, nº 8

40100 La Granja de San Idelfonso

Segovia.

Tfno: 921 47 01 03



miércoles, 21 de mayo de 2014

Una espera diferente.

A pesar de ser un viaje que solía hacer con bastante frecuencia, ése día la espera en la estación de Atocha era distinta.

La exagerada puntualidad que me caracterizaba, hizo, una vez más que saliera con prontitud de mi casa, para que me diese tiempo a desayunar tranquilamente y luego coger el ave destino a Zaragoza.
Ése viaje iba a marcar un antes y un después en mi vida.


Llevaba un par de meses saliendo con un chico y estábamos en ese momento de la relación en la que la amistad se tiñe de respeto, de amor incontrolable y de planes, muchos planes...


Mientras que estaba sentada en un banco, esperando a que mi tren fuese anunciado por megafonía; observaba a las personas que a mi alrededor había, como jamás antes lo había hecho, con alegría y optimismo.

A saber de las historias dispares que se ocultaban detrás de todos los que allí estábamos; sin embargo, mi estado de felicidad hacía que fuese capaz de imaginar lo que poca gente imaginaría.


Quizás por ese motivo, me decidí a coger un par de folios y dar comienzo a un relato que tenía que presentar para la revista que dirigía.


Era curioso observar a aquella chica sentada, esperando... al que podría ser el amor de su vida, mientras que yo intentaba escribir un relato —lleno de sentimientos— como siempre lo hacía, pero con la incomodidad de escuchar por megafonía constantemente como anunciaban las diferentes salidas del Ave.

De repente, levanté la vista del folio y justo en aquél momento llegada él, un poco triste. Tal vez porque sabía que había hecho esperar a esa niña de mirada penetrante. Sosegada a veces como el agua de una balsa, y otras... agitada, inquieta, como las olas de un mar poderoso, rompiendo con sus olas todo lo que se encontraba a su paso.

Pude percibir como discutían, y eso me dolía. A simple vista parecían la pareja perfecta: jóvenes, apuestos y casi con los mismos objetivos en la vida.

Al rato se besaron dejando atrás toda esa sensación gélida que anidó en mi corazón mientras les observaba.

Se dirigieron a una cafetería. Mientras estaban desayunando, las miradas cómplices decían más de su relación, que la mejor declaración de amor; y es que se amaban, tímidamente, pero se amaban.


Les perdí de vista cuando entraron a facturar sus equipajes.

Ya no sé como terminaría esa historia o quizás si comenzaría una relación sólida e indestructible.

¡A saber que pasaría entre ellos! Por más empeño que ponga, nunca lo sabré...


Solo sé, que ahora me encuentro sentada en un asiento, rumbo a una ciudad que me tiene enamorada; llena de ilusión, con miedo, pero ilusionada.

A mi lado, esta él, aquél chico que entró en mi vida hace un par de meses; sentado, escuchando música y respetando mi vida de escritora...

Una espera diferente la de aquél día, porque es la espera, que llevaba esperando toda la vida.


Esa sensación de paz, de amor y de solidaridad.


—¿Qué será de esa pareja?

—¿Se amarán?

—¿Lucharán por su felicidad?

No lo sé, pero si puedo escribir lo que deseo que sea: el comienzo de una verdadera historia de amor.



viernes, 2 de mayo de 2014

¿San Valentín o Sant Jordi?





Perdida en mis recuerdos,
llena de vida, de amor y de sentimientos.
Me doy cuenta que hoy estoy escribiendo,
como antes nunca lo había hecho,
con el corazón lleno de fuego.

Hace ya unos meses,
sentía que navegaba a la derivada,
perdida, desorientada y sin ganas.

En San Valentín, día del amor;
mi corazón se teñía de recuerdos,
de miedos, de fantasmas y sobre todo, de dolor.

Hoy acercándose el día de Sant Jordi,
de nuevo, mi corazón, vuelve a latir
con ímpetu y con ganas de vivir.

El amor apareció de nuevo en mi vida,
poco a poco y sin prisas...
Ahora está germinando en mi interior,
llenándome de nuevo de sensaciones,
que estaban soterradas en un corazón
con miedo a creer en el amor.

Como escritora soy feliz,
el día de Sant Jordi por fin llegó.
Y como mujer, ¡ay!, como mujer...
Vivo cada día enamorada,
como no lo estuve
aquél día, en San Valentín.



viernes, 11 de abril de 2014

Reseña de Escorts. Una semana en París, por Carmen Andújar.


El trabajo, la revista, mi vida sentimental me dejan cada vez menos tiempo para Facebook, pero cuando regreso siempre lo hago con buenas noticias, o eso creo.

Me ha llegado una reseña de Carmen Andujar, cortita pero intensa como es la novela de Escorts. Una semana en París.


Espero que os guste:


Hola Eva: Me he leído tu novela y me ha resultado muy amena y con una gran carga reflexiva, para una sociedad que juzga a las personas sin conocerlas ni saber las circunstancias que le han llevado ha llegar a esa situación. Me han gustado mucho las escenas eróticas, son muy descriptivas y explicadas con un lenguaje muy ágil.


Aquí te envió una foto mía con tu novela, si quieres la puedes colgar en Facebook.



Un abrazo


Carmen Andújar


Pulsando el link, os derivará a una página por quien quiera adquirir un ejemplar.

http://www.amazon.es/Escorts-Una-Semana-En-Paris/dp/849420601X/ref=sr_1_2?s=books&ie=UTF8&qid=1397384352&sr=1-2&keywords=maisanava

Mi lista de blogs